Pese a noticias falsas de la cancelación del español en Zacatecas derivado de la anulación de puertorriqueño en su presentación. Enrique Iglesias enamoro y cautivó a propios y extraños con su espectáculo internacional.

Fue poco más de una hora y media que con canciones actuales y del recuerdo   cautivó e hizo corear a todo el multifloro.

Iglesias arrancaba suspiros al correr una y otra vez por la rampa que sobresalía del escenario el cual lucio a su mayor esplendor lleno de iluminación y efectos especiales.

La parte íntima llegó cuando el español comenzó a cantar su éxito Héroe, llenando los pulmones de los zacatecanos para convertirse en una sola voz.

Un gesto que todos agradecieron fue que  al despedirse el hijo de Julio Iglesias se arrodilló y agradeciendo a los zacatecanos.